El Club de París reclamó a Martín Guzmán un acuerdo con el FMI para postergar el pago de mayo

Fuentes oficiales confirmaron que los ministros de Economía y representantes de las principales tesorerías europeas señalaron que es “importante” el acuerdo con el FMI para reestructurar el vencimiento que la Argentina deberá afrontar el 30 de mayo con el Club de París. 

El país debe que pagar unos US$ 2.400 millones al Club de París. El vencimiento es el 30 de mayo. Aunque luego cuenta con 60 días de gracia y después el default. Por lo tanto hay tiempo hasta el 29 julio para efectuar este pago o llegar a un acuerdo que permita refinanciarlo.

En el Gobierno hablan de un acuerdo que consista en una “solución creativa”. Cuando se pregunta sobre los términos específicos de ella las respuestas por ahora no abunda en detalles. “Una solución que tome en cuenta nuestras necesidades y restricciones”, explican desde el Gobierno. “Los incentivos están alineados”.

Por su parte, para que el Club de París acepte reestructurar una deuda, el deudor en cuestión (en este caso la Argentina) debe presentar una auditoría de sus cuentas. El Club de París toma como estándar el artículo IV del FMI. Argentina no cuenta con un artículo IV desde 2018 y el próximo será una vez que cierre un programa con el FMI. “Definitivamente, nos dijeron que es importante”, resumió una fuente oficial al tanto de las negociaciones sobre las reuniones que mantuvo el ministro Guzmán con sus pares europeos.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, se reunió este viernes en la ciudad de París con su par de Finanzas francés, Bruno Le Maire, y con el Director General del Tesoro y presidente del Club de París, Emmanuel Moulin, con quienes avanzó en el dialogo sobre la renegociación de la deuda argentina.

En este marco, el titular del Palacio de Hacienda mantuvo un encuentro por la mañana con Le Maire, con quien conversó sobre las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y con el Club de París. Además, los ministros dialogaron sobre las relaciones entre la Argentina y Francia, y el trabajo en el G-20 para afianzar reglas que conduzcan a una mayor estabilidad y sustentabilidad global.

El último tramo de la gira europea se desarrollará en la ciudad de Moscú donde se sumará la asesora presidencial, Cecilia Nicolini, y con quien avanzarán en la profundización de la relación de cooperación estratégica con Rusia.

Kicillof renegoció una deuda con el Club de París de US$ 9.700 millones. El organismo (un club de los principales ministerios de Economía del mundo) acepta una reestructuración de los pagos bajo un acuerdo con el FMI y sino que le paguen. Kicillof hizo esto último. A la Argentina le queda la última cuota de US$ 2.400 millones y ahora Guzmán busca refinanciarla.

Guzmán, acompañado en la gira por Sergio Chodos, representante argentino en el FMI, también planteó a sus pares los reclamos que Argentina llevó al FMI: que el organismo acepte que los países puedan redistribuir la emisión de fondos frescos que hará este año a otras economías y que baje las sobretasas a los intereses que le cobra a la Argentina. Guzmán transmitió sus posiciones en Europa. 

A %d blogueros les gusta esto: