Dictan prisión preventiva para el hombre acusado de torturar y matar a un ladrón

Un hecho impactante de justicia por mano propia sacudió Tucumán hace 15 días. Ayer a la noche se llevó a cabo la audiencia a uno de los imputados: Jonathan Andrada, acusado de torturar y asesinar a Gonzalo Risso, a quien culpaban de un robo.

Hace 15 días, más precisamente el día 11 de Septiembre se produjo un hecho de una crueldad impactante en Tucumán. El hecho incluyó golpes, torturas y disparos de armas de fuego, contra Gonzalo Risso (20 años). Según surge de la investigación preliminar, los imputados identificaban a éste como el que les habría sustraído horas antes una moto.

Según informó el Ministerio Público Fiscal en la audiencia pública realizada el día de ayer 27 de Septiembre, dos hermanos de apellido Andrada, se habrían cruzado en las inmediaciones de las calles Vicente Gallo esquina López con la víctima, Gonzalo Risso. Éste último se dió a la fuga, y fue perseguido por los hermanos Andrada. A los pocos metros es alcanzado con la participación de terceras personas no identificadas, lo reducen y lo golpean en el piso.

Sin embargo esto no terminó en este hecho, que podría ser considerado hasta ese momento como una detención ciudadana sino que, según surge de la versión fiscal, los imputados le habrían propinado golpes y patadas en la cabeza, luego le dispararon dos veces, un disparo en la rodilla y otro en la espalda. No satisfechos, lo ataron a una moto, luego ambos hermanos, como conductor y como acompañante, lo arrastraron por la calle, para ser finalmente abandonado sin vida en una calle del Barrio San Miguel de esta capital.

Antonio Andrada ya había sido detenido, sin embargo el hermano Jonathan Luis Andrada fue detenido en su domicilio en el marco de dos allanamientos realizados el día 26 de Septiembre. Por esta razón se llevo a cabo una audiencia la que conforme el nuevo Código debe ser realizada en las primeras 24 horas de producido el hecho o detenida la persona.

En esta audiencia el Auxiliar Fiscal Fernando Isa, en representación del Ministerio Público solicitó la prisión preventiva por 6 meses, y el Defensor del Sr. Jonathan Andrada se opuso a la misma por considerar que no había prueba suficiente que acreditara la versión de la fiscalía. El Sr. Juez Lamoglia finalmente convalidó la detención, aceptó la apertura de la investigación y fijó la prisión preventiva al detenido por el plazo de 60 días.

A %d blogueros les gusta esto: